internacional

Gilberto Santarosa y Rafael Ithier reciben estrella en paseo de la fama en P.R.

Los nombres de cinco puertorriqueños que han dado prestigio a nuestra Isla quedan perpetuados en el Paseo de la Fama de Puerto Rico.

Son estos la conductora de televisión María Celeste Arrarás, La Voz nacional Lucecita Benítez, El Caballero de la Salsa Gilberto Santa Rosa y el director de El Gran Combo Rafael Ithier. También fue incluido el fenecido cantante Cheo Feliciano en un homenaje póstumo, representado por su esposa Cocó y sus hijos.

La ceremonia de develación se celebró al caer la tarde ayer en Ventana del Mar en Condado presidida por el gestor del Paseo de la fama, Santiago del Villar, rodeada de invitados y público que siempre se asoma para ver de cerca a los artistas que admira.

La primera de los invitados de honor en ser llamada fue Cocó, la esposa del cantante Cheo Feliciano, quien según se iba leyendo la de su amado las lágrimas bajaban por su rostro. Ella y sus hijos que la acompañaban no podían ocultar su dolor.

“Ha sido difícil vivir sin Cheo en estos dos años que hace que se fue. Le doy las gracias a toda la gente que quiso tanto a Cheo Feliciano, que tantas cosas bonitas dice de él. Él era un ser bien humilde y bien bueno”, expresó la viuda del intérprete de “Amada mía” llena de emoción.

María Celeste, vestida de rojo para hacerle honor a su programa “Al rojo vivo” se hizo eco de las palabras del Secretario de turismo de que había que mandar un mensaje positivo al mundo.

“Durante los últimos 30 años de carrera yo he estado en Estados Unidos y ese ha sido mi labor principal, llevar un mensaje de Puerto Rico al mundo. Nosotros tenemos 35 millones de televidentes al día en Estados Unidos y 15 países en América Latina y todos los días me mató diciendo las bellezas de nuestro país y resaltando el talento de esta isla porque es importante que tengamos puertorriqueños en posiciones claves en las salas de periodismo en Estados Unidos porque ahí es donde se toman las decisiones de lo que va a salir al exterior y muchas veces no contamos con gente que luche a capa y espada como lo he estado haciendo y lo voy a seguir haciendo para que se den cuenta que sí importamos, que sí existimos”,  comentó a El Nuevo Día la figura de Telemundo quien estuvo acompañada de sus tres hijos Julián (18), Adrián (16) y Lara (15), y su madre Astrid Mangual.

Lucecita estuvo muy divertida y elegante como acostumbra tener al público. Señaló que había posado como Roselyn Sánchez porque María Celeste le había dicho que iba a posar como la actriz boricua que recibió su estrella antes que ellas “y me tiré, pero después me tuvieron que levantar del piso”. Asimismo le indicó a Alexandra Malagón que quería que Gilberto fuera su novio.

“Sinceramente me pongo jocosa en estos actos porque si me pongo muy seria puedo pasarme de la raya porque hoy (ayer) es un día muy importante para los puertorriqueños, Vienen pasando cosas muy serias para la historia de nuestro país. Estos son los momentos que nos unifican para entender que este es un país al que tienen que respetar y reconocer… yo defiendo mi patria con mi sangre”.

Gilberto indicó que se sentía dos veces honrado, con la estrella y por la gente con la que compartía la actividad y parafraseó lo que dijo Ismael Rivera en un homenaje.

“Voy a compartir esto con todo aquel que se lo merece más que yo y que nunca lo ha tenido. Para mi nacer y vivir en Puerto Rico ha sido un elemento determinante en el desarrollo de mi carrera. Las carreras no se hacen solas, se hacen con talento y mucha gente que cree y que aporta con su talento a que la carrera se desarrolle y mucho de ellos están aquí  esta tarde, algunos no están y otros ya se marcharon a otro lugar y les tengo mucho agradecimiento. Vengo de un hogar de gene trabajadora donde había mucha músico pero no músico y fue un shock para mis padres cuando le dije que quería ser artista porque había el estigma de que los artistas se morían de hambre, pero me apoyaron”.

Santa Rosa estuvo acompañado de su esposa Alexandra Malagón quien presentó el evento, y con sus hijos y nieto.

El último en ser llamado fue el director de El Gran Combo, Rafael Ithier quien estuvo junto a su esposa y sus dos hijas.

“No tengo la palabra adecuada para decir la emoción que siento sencillamente nací músico porque soy autodidacta. Mi papá decía que había una guitarra afinada en mi casa y no sabe quién la afinaba porque yo no sabía tocarla. Lo que quiere decir que yo nací músico… He tenido la dicha de caminar el mundo representando esta isla que adoro y me preocupan las cosas que le pasan a Puerto Rico como a todos pero me siento orgulloso 500% de haber nacido en esta isla”.

Extraído de elnuevodia.com

To Top

Pin It on Pinterest

Compartenos

Comparte con tus amigos